¡Bienvenidos al nuevo curso!

El 5 de septiembre regresamos a la rutina. Vuelta a las prisas mañaneras, al nerviosismo de los alumnos (y de los padres) y renovación de ilusiones y expectativas.

Según el curso que se inicie los nervios varían:

  • sixième, la ilusión de ser mayores, el nerviosismo ante tanto profesor…
  • cinquième, esa sensación de ir de sobrados aunque quizá no lo sepamos todo, pero que nadie lo note
  • quatrième, esto ya no es una broma, hay que ponerse las pilas…
  • troisième, este año toca ¡el Brevet…! los profesores no nos van a permitir ni una tontería…
  • seconde, ya estamos encauzados, ya tenemos que ir sabiendo qué queremos…
  • première, primera parte del BAC
  • terminal, y allí al fondo, nuestro futuro…

Y los padres, a lidiar con ello y a saber cómo ayudarlos… es decir, a recabar información de uno y otro lado… A ver si desde aquí conseguimos cierta ayuda.

Un tema que aunque no sea académico siempre nos preocupa es el consabido tema del peso de las mochilas, de la cantidad de libros que tienen que transportar los alumnos y del material que les acompaña. Los mayores ya pueden ir organizando (y decidiendo) el manejo de material, pero los de cursos inferiores aún dependen de lo que los profesores (y el colegio) dispongan. Así que si aún no habéis resuelto el tema mochila, os pongo enlaces que pueden ayudaros a decidir (esperando que la moda no sea obstáculo…):

Y ya, como deseable, que los libros se queden en casa o que se pongan taquillas… ;P

 

Traduire »